Loading...

¿El Islam degrada a la mujer?

Home / Malinterpretaciones sobre el Islam / ¿El Islam degrada a la mujer?

Aunque son muchos aspectos del Islam que son malinterpretados por los que no son musulmanes, probablemente el más grave de todos sea el de la ignorancia, la poca información y las suposiciones incorrectas que hacen con respecto al trato de la mujer.

En numerosos versículos del Corán se especifica claramente que tanto los hombres como las mujeres son iguales ante Dios según a las enseñanzas del Islam, lo único que los diferencia es su nivel de fe.
Por ello, mucha gente se sorprende al descubrir que la Ley Islámica otorgó derechos a la mujer hace más de 1.400 años, los cuales las mujeres en Europa y Estados Unidos sólo obtuvieron recientemente.
Por ejemplo, el Islam enseña claramente que la mujer es una persona como otra cualquiera ante la ley, y que está considerada espiritualmente igual que el hombre. Además, tienen derecho a la propiedad, a llevar un negocio y a recibir las mismas ganancias por el mismo, se les permite tener el control total de su riqueza, no pueden contraer matrimonio en contra de su voluntad, y pueden también mantener su propio apellido una vez casadas.

Asimismo, también tienen el derecho a heredar bienes y al divorcio en el caso de negligencia o maltrato. El Islam no considera a la mujer una “tentadora del mal”, y por lo tanto no la culpa por el “pecado original”. Puede participar en todas las formas de culto al igual que los hombres. En realidad, los derechos que el Islam dio a las mujeres hace más de 1400 años fueron casi desconocidos en Occidente hasta el año 1900. Por ejemplo, hace menos de cincuenta años en Inglaterra y Estados Unidos, ¡una mujer no podía comprar una casa o un coche sin la firma de su padre o marido!

El Islam concede un gran respeto a la mujer y a su papel en la sociedad, les da derecho a la propiedad, a casarse con quien quieran y muchos otros derechos más.

Además, cabe destacar que la misión del Profeta Muhammad, la paz sea con él, puso fin a muchas de las prácticas horribles a las que estaban sometidas las mujeres en la sociedad de su tiempo. Por ejemplo, el Corán hizo que se terminara con la práctica árabe pagana de matar a sus hijas recién nacidas. El Islam también redujo la poligamia ilimitada de los árabes de la época, y puso muchas leyes en vigor para proteger el bienestar de las mujeres.

Hoy en día, la mayoría de las supuestas reformas de la condición de la mujer se produjeron después de que Occidente abandonara la religión por la secularidad. Incluso aquellos que en Occidente dicen seguir la llamada “tradición judeocristiana”, realmente están siguiendo los valores del liberalismo occidental, pero sólo en un grado menor que sus compatriotas más independientes. Para más información sobre este tema, por favor lea: “La mujer en el Islam frente a la mujer en la tradición judeo-cristiana- El mito y la realidad”.

Si en la actualidad las mujeres musulmanas no tienen sus derechos, no es porque el Islam no se los haya dado. El problema está en que en muchos lugares las tradiciones culturales se han impuesto por encima de las enseñanzas del Islam, ya sea por ignorancia o por el impacto de la colonización.

Este artículo ha sido traducido del inglés al español y el texto original se puede encontrar aquí:
http://www.salafipublications.com/sps/sp.cfm?subsecID=MSC01&articleID=MSC010004&articlePages=1

Comments(0)

Leave a Comment